El árbitro del encuentro Fernando Echenique tomó la decisión en los vestuarios en conformidad con ambos planteles frente al anegamiento que presentaba el campo de juego del estadio José Dellagiovanna de Victoria.

Tigre y Lanús jugarán el miércoles 12-11, con horario a confirmar, los 45 minutos restantes si las condiciones del campo de juego lo permiten.