Una nueva esperanza

Por Sebastián Billone – Otro triunfo, dos al hilo, y a acomodarse en el lote de arriba, sin hacer ruido, sin deslumbrar, pero sumando de a tres, y volviendo a creer.
Es cierto que la derrota en San Juan pegó duro, que hubiera sido un envión terrible traerse los tres puntos a Victoria, pero el equipo se recuperó, ganó los dos siguientes y se acercó a la punta.
Pero no nos volvamos locos, se ganó bien, se ganó con justicia, pero a un equipo que despidió a su técnico y a la reserva de un equipo de la B, con un hombre de más. Como hinchas, miremos el vaso medio lleno, porque antes estos partidos los perdíamos. Pero el trabajo del técnico es mirar el vaso medio vacío, corregir esos errores que con otros equipos quizá sean fatales, y esa tendrá que ser la mirada de Alfaro si queremos seguir prendidos.
Las cosas funcionan, quizás no de la manera que uno creería, porque cuando se trajo a Echeverría para reforzar la defensa y tener una carta goleadora en el área, nadie pensó que luego de 10 fechas el ex Boca estaría en el banco y el goleador de la defensa sería Gonzalez Pires… Pero funciona… Cuando todos apuntaban al Negro Rincón como el acompañante de Luna, apareció Larrondo… Y funciona…. Y también el pibe Castro, que apareció de la nada para reemplazar a un lesionado Wilchez y ahora toda la tribuna pide que el técnico los junte.
Y si bien en la semana tendremos el partido por la Copa Argentina con los jujeños, la gente ya está pensando en el fin de semana, en el partido con los de Mataderos, que todavía tienen la herida abierta desde el 2007, que quieren la revancha… Bienvenidos sean… Nos vamos a divertir, la vamos a pasar bien, y no nos olvidemos de disfrutarlo, porque mirando la tabla de promedios, quizás no los volvamos a ver en mucho tiempo.

Por lo menos, así lo siento yo.

ADELANTADO MATADOR – @Matador1MA

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.