Un uruguayo para el medio


Ayer se concretó la incorporación de Sebastián Piriz. De reciente paso por Peñarol de Montevideo es una buena apuesta del Matador.

El uruguayo tiene la edad requerida por el entrenador para ocupar los vacíos del plantel. Ni muy joven ni que esté en la etapa final de su carrera. 25 años puede ser el punto justo para la máxima expresión de cualquier futbolista. Llegó en el 2012 a uno de los grandes del país vecino, proveniente de Danubio. Finalizó su contrato a fin de diciembre sabiendo con anterioridad que no iba a seguir en el carbonero. Su relación con la hinchada no era de la mejor, más allá que su característica goleadora para su posición mermaron las criticas, más allá que por pasajes de sus partidos era silbado cuando tocaba la pelota. Dicen que una vez jugó con botines que “representaban” los colores de su clásico rival. Más allá de ello y en beneficio de Tigre ese fue el desgaste con su anterior club y no tiene nada que ver con lo futbolístico. También su ambición personal de crecimiento lo hicieron buscar club desde diciembre de 2015. Sorprendentemente para muchos llegó a Tigre. Ojala junto a su ex compañero Jorge Japo Rodríguez, la hinchada del Matador se canse de gritar…. Uruguayo!!! Uruguayo!!

22

Dejá un comentario