Deuda pagada: Reinauguración del predio de inferiores

Fue un sueño y por muchos años solo eso, pero ayer se hizo realidad. Tigre tiene un predio a la altura de un Club de Primera y se realizó con el esfuerzo de todos; Agrupaciones políticas, Peñas, socios, simpatizantes y dirigentes pusieron el hombro para convertir este 19 de Marzo de 2016, en un día histórico en la Inferiores del Matador.

Una de las deudas pendiente de esta dirigencia era la de contar con un predio para las divisiones inferiores que fuera orgullo del Pueblo Matador. El lugar se consiguió hace mucho por una “patriada” de Luis San Andrés (hoy el predio lleva su nombre) pero siempre estuvo muy lejos de ser el apto para las mínimas condiciones. Durante la estadía de Tigre en Primera B, era uno más de los tantos que la luchan a pulmón y presentan lo que puede de acuerdo a sus presentes. Con el advenimiento de la Primera División todos pensamos que era cuestión de años para pegar el salto, pero esos años pasaban y pasaban y Tigre jugaba en un predio con muchas deficiencias. A tal punto que en las últimas temporadas volvió a buscar canchas para jugar los torneos, mientras se entre todos fueron construyendo lo que ayer se reinauguró. Agrupaciones políticas, Peñas, socios y simpatizantes acompañaron de cerca a los dirigentes para que el sueño se haga realidad. Nunca es tarde cuando al final se concreta. Tigre tiene un predio a la altura de primera y eso es algo que va a quedar para las generaciones futuras. Ahora dependerá de todos conservarlo y mejorarlo día a día para que nuestros chicos puedan trabajar en mejores condiciones para el bien del Matador.