Diluvio, empate y suspensión

En un partido de gran arranque, la lluvia obligó a Argañaraz a suspender el encuentro. Era 1 a 1 goles de Diego González para el local y Sebastián Rincón para el Matador. El martes se define cuando continúa.

Racing y Tigre protagonizaban un gran partido, pero el gran protagonista y que se llevó todos los comentarios, fue la lluvia. A minutos de comenzar el encuentro se largó una lluvia torrencial y desnaturalizó un partido que empezó a toda emoción.

En la primera aproximación golpeó la Academia. Menossi habilitó a todos y Diego González empuja al gol a menos de un metro del arco de Ibáñez.

Tigre respondió rápido. Rincón aprovechó el error de Orión y con una gran definición empató un partido que se perfilaba para partidazo.

Sin embargo la lluvia no cesaba y el terreno se hacia intransitable. Argañaraz lo paró una vez, lo consulto con los jugadores, siguieron pero por solo 5 minutos más. Decisión lógica y a esperar.

El martes en reunión de Comité Ejecutivo de AFA se le buscará fecha pero seguro no se jugará antes del encuentro con River del próximo domingo.

A esperar y seguir confiando en un entrenador que le devolvió la esperanza a la gente. Aunque es cierto, es muy pronto para un veredicto definitivo.